Mi hermanita se carga unas ricas ubres que me traían todo el día caliente. Un día ya no aguanté y se las bañé de leche mientras ‘dormía’.
DESCARGAR VÍDEO
REPORTAR
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
Mi hermanita se carga unas ricas ubres que me traían todo el día caliente. Un día ya no aguanté y se las bañé de leche mientras ‘dormía’.

Cuando mis papás se divorciaron, yo me quedé con mi mamá y ella con mi papá. Ellos se mudaron a otra ciudad y dejé de verla por un chingo de tiempo. Cuando al fin nos volvimos a ver, descubrí que mi linda hermana se había puesto bien chichona y traía unas tetas de vaca enormes que despertaron de inmediato mi reata. Pensé que era pasajero, pero cada día que pasaba me obsesionaban más y más sus ricas ubres y me pasaba el día pajeándome para poder estar junto a ella sin tener que cubrirme la erección que me provocaban sus chichotas. Pero un día que se quedó ‘dormida’ desnuda en su cuarto, ya no pude controlarme y comencé a pasarle la reata por las tetas hasta dejárselas bien bañadas de mecos. Pero a mí se me hace que ella también quiere reata, ¿ustedes qué opinan?

Ver comentarios

Comentarios