Para mi cumpleaños 18 papá me regaló a un par de putas para lamerles el culo, dedearles el chocho y tragarme sus jugos.

Papá me preguntó que quería de cumpleaños 18 y le dije que quería romperle el coño a dos viejas en un trío. El nomás se puso a reír y me felicitó por haber salido igual de machín que él. En la noche me llevó a un bar a tomar una cheves con él y saliendo fuimos directo al putero de una amiga de mi papá. Escogí a la s viejas más tetotnas y calientes, que hasta sonrieron felices de que esta vez fuera una verga joven la que solicitara sus servicios. Las putitas estaban tan contentas que mi hicieron un chingo de cosas ricas con sus tetas enormes, sus culitos apretaditos y sus rajas viciosas, tardamos como 3 horas ahí adentro cogiendo delicioso y una hasta me dio su número.

The comments are closed.

MÁS VIDEOS PORNOGRAFICOS