Intercalando entre su culito y su monito mojados para hacer vibrar de placer a mi prima culona.

32 minIncesto
Descripción

Mi prima y yo, desde que todavía eramos estudiantes,
empezamos una relación prohibida de incesto candente y cachondo, sin límites,
en los que nos retábamos a hacer cada vez cosas más atrevidas y peligrosas. En
esa época, llegué a darle verga en los baños de la escuela, en los baldíos
cercanos, en el coche que me compré en la uni y, el peor de todos, en casa de
mis tíos mientras ellos estaban todavía en casa. Era bien chingón, pero pues
uno crece y ambos nos casamos, ella se fue a otra ciudad y todo el pedo. Pero
recientemente tuvo que regresar a Pachuca porque mi tía se enfermó y, apenas
nos vimos, sin decir una palabra, recordamos viejos tiempos en el colchón que
está en el cuarto de al lado de su madre, mi tía jajaja.